Desarrollan útero artificial que vigila los embriones - Conoce las personas, productos, servicios y empresas que están cambiando el mundo. Nuestro medio es la tecnología
  • Mié. Feb 1st, 2023

Desarrollan útero artificial que vigila los embriones

El útero artificial fue diseñado con un sistema de niñeta robótica que puede detectar cualquier cambio que se produzca en el embrión y ajustar su estado, el suministro de oxígeno o nutrientes

 

El sistema de inteligencia artificial (IA) desarrollado por investigadores del Instituto Suzhou de Ingeniería Biomédica y Tecnología (China) facilita la gestación fuera del útero, a su vez que puede cuidar a los embriones mientras se desarrollan hasta convertirse en fetos.

Hasta los momentos el útero artificial que garantiza el crecimiento seguro de los embriones y la “niñera robótica” que los vigila es de uso exclusivo para criar animales. Esta tecnología puede detectar cualquier cambio que se produzca en el embrión y ajustar, dependiendo de su estado, el suministro de oxígeno y nutrientes.

Como si fuera poco, el sistema puede incluso clasificar los embriones según su salud y potencial su desarrollo. Por ejemplo, en caso de que alguno presente un defecto significativo o muera, el programa envía una notificación al técnico de mantenimiento para que lo elimine del útero.

Según la comunidad científica mundial, este innovador invento podría ser un gran avance para el futuro de la maternidad. Únicamente en China la tasa de natalidad ha bajado significativamente en las últimas décadas, por lo que el número de nacimientos se redujo casi a la mitad desde 2016, mientras que la tasa de crecimiento demográfico del pasado año fue el más bajo en las últimas seis décadas, según información ofrecida por la Oficina Nacional de Estadísticas del país.

En un futuro no muy lejano, esta tecnología podría brindarles a las mujeres la opción de no pasar por la etapa del embarazo, ni tener que llevar a su bebé, lo que permitiría que el feto crezca de forma más segura fuera del cuerpo de su madre.

A pesar de ello, el método por ahora solo se puede aplicar en animales. Esta nueva tecnología permitiría igualmente ayudar a comprender de una manera más clara el origen de la vida y el desarrollo embrionario de los seres humanos, así como también proporcionar una base teórica para poder resolver las anomalías congénitas y otros problemas importantes de salud reproductiva.